Antonio Díaz “La Gran Ilusión” – Crónica

Teatre Borràs, Barcelona. Diciembre 2013

Creo que en Antonio Díaz (Mago Pop) he encontrado mi polo opuesto en todo lo referente a la concepción de la Magia escénica. Ya lo constaté cuando vi “Mr. Snow” y lo confirmo al haber visto “La gran ilusión”, su último espectáculo.

antonio diaz mago pop

Los dos espectáculos son calcados, hechos con el mismo molde y la misma fórmula: pantalla central donde, en un vídeo, personajes famosos cuentan una historia. En este caso son dos grandes de la escena catalana: Josep Mª Pou i Emma Vilasau defendiendo un papel que no se cree nadie. La historia no se aguanta, ni importa ni al espectáculo ni al mago, ni sirve de hilo conductor de las ilusiones que forman el show, que no tiene nada que ver. La pantalla se activa sin ton ni son y esos dos actores van contando la trayectoria de Antonio Díaz en la magia. Representa que Antonio está en un programa tipo show de Truman. Al final, Josep Mª Pou nos advierte desde la pantalla que ahora cuando Antonio Díaz nos despida del teatro, no le digamos nada, que él no sabe nada… Pues vale, no seré yo la chivata.

Si la historia es indigesta, la magia más. Antonio Díaz encontró la calavera y creyó que podía hacer Hamlet. No, esto no funciona así. Las ilusiones, de tan “imposibles” se les ve el cartón. Abusa y utiliza mal los  recursos de los compinches, el de un doble y el de unas gemelas que no son actrices y nadie se puede creer su reacción.

No es una cuestión de gusto personal. No me gusta toda la danza, no me gusta toda la música, no me gusta todo el teatro, pero hay que reconocer cuando se sabe bailar, tocar o recitar y este no es el caso.

Creo que Antonio Díaz ha subido a un escenario demasiado pronto y le queda mucho por aprender, estudiar y muchos espectáculos y artistas que ver para montarse él solo los espectáculos.

Es vital e imprescindible en cualquier ejercicio mágico una visión externa. No me puedo creer que nadie le haya advertido de los errores que comete, tanto mágicos como artísticos. A principio son los amigos, o gente del entorno del propio mago quienes ejercen este delicado papel por la sencilla razón de que cuanto más alejada sea la relación, menos afectos están en juego. Pero cuando el mago se va “profesionalizando” recurre a profesionales.

Dar este paso no es fácil, pero cada vez yo tengo más demanda de magos que ni conozco que quieren conocer mi opinión o la de otros antes de dar por acabada una idea o que están dispuestos a mejorarla. Creo que esto es buen síntoma del crecimiento como mago y muy enriquecedor también para la Magia porque es generador de creatividad, ¡ese gran valor! motor de nuestro arte.

Lo primero que aprende un mago es a preservar el secreto para conseguir la sensación de imposibilidad y que el mago imita a un ser que lo puede todo y que puede desafiar las leyes de la Naturaleza dejándonos maravillados. Antonio Díaz se inclina 45º sobre la escena y acto seguido, se cambia de calzado. Se cubre la cabeza y se esconde detrás de una especie de panel o biombo (que no tiene ninguna justificación escenográfica) y vuelve salir para luego aparecer por platea. Todo ello sin ninguna clase de pudor. La “misdirection” no se contempla en todo el espectáculo, ni la preocupación de crear un mínimo de atmósfera mágica… No hace falta mirar con ojos expertos para resolver los misterios mágicos ni para detectar el pelucón y las gafas tipo azafata del “Un, dos, tres” que luce una de las tres ayudantes y que casualmente no saldrá a escena para el saludo, después de que una chica del público viaje de una caja a otra.

El momento de la magia de cerca, igual, en la misma línea. Repite el error como hizo en Mr. Snow. Antonio Díaz se coloca perpendicular al público de manera que la mesa, ni sus manos, ni las magias no las ven en directo ni los que están en primera fila. Pero las trampas, ¡si!. Él trabaja para la cámara, y hace miraditas para que los primeros planos oculten como rebaña la mesa a plena luz. ¡Imposible no verlo y no mirar¡. Juro que lo intenté… Creo que la cámara se debe utilizar como una recurso técnico que ayuda a mejorar la visibilidad de la magia de cerca, que no puede ignorar al público como si estuviera grabando en su habitación un video doméstico. Que tengo una entrada, que quiero ver magia en directo, que los videos los veo en casa y que merezco un respeto.

Antonio Díaz

En la manipulación de cartas siempre efectiva y agradecida pasó lo mismo. Acaba y se deshace inmediatamente de la chaqueta. ¿De donde salen las cartas inagotables? Blanco y en botella.

Como actor dudo que tenga formación. Su gesto repetitivo consistía en acomodarse la camisa poniendo los brazos en jarra y dando tironcillos para alisarla, después acomodaba el nudo de la corbatita. Igual que una muletilla, pero gestual. Recorría la escena a saltitos.

Su vestuario, no me pareció nada acertado para su menuda constitución y eso sí que es mi gusto personal. Creo que usa dos tallas menos. El sombrero en posición parietal reconozco que me irrita y pienso que con esas botas debería llevar calcetines. Pero eso son manías mías.

Una hora que se me hizo eterna ¡a mí! que nunca tengo bastante de magia… Estaba incómoda, como ocupando un sitio que no me correspondía, un ángulo equivocado, viendo algo que no debería ver.

¿De verdad cree que me puede hacer comulgar con ruedas de molino?

A mi no, pero es evidente que lo ha conseguido con la gente que ocupa los despachos de contratación.

Porque sé el trabajo y el esfuerzo que comporta montar un espectáculo de cualquier tipo, lamento muchísimo que estos dos espectáculos no hagan justicia a lo buen mago que me dicen que es.

En fin, una gran ilusión que se me acabó antes de salir del teatro y un efecto cometa que me torturará durante bastante tiempo. Lo siento de corazón.

foto-gema-blanco-cuadrada

 

 

Gema Navarro es consultora mágica y coordinadora de la agenda de eventos de LaMagia.com

 

60 comentarios en “Antonio Díaz “La Gran Ilusión” – Crónica

  1. Acabo de alucinar con esta crítica. Soy mago y no puedo tolerar Gema Navarro, que para que critiques a un ilusionista reveles secretos (muchos, por lo que veo, no acabas de entender cómo funcionan) en una pagina de acceso libre a todo el mundo. Me parece muy triste, dónde estamos llegando? Te daré mi opinión como mago. He visto el espectáculo (aunque por lo que veo hemos visto espectáculos distintos) y me parece uno de los espectáculos de magia más brillantes que he visto. Y no lo digo sólo yo. Pero más allá de cuestiones que tienen que ver con la opinión personal, te diré que cuando salí del espectáculo recordé por qué me encanta el mundo de la magia, y cuando te he leído me has vuelto a recordar por qué detesto también muchas cosas del mundo de la magia y de los magos. Aparece un nuevo mago capaz de llenar grandes teatros y de contagiar amor por nuestro arte, y lo criticamos por romper con lo “establecido”. Me alegro de que haya valientes que rompan, de que no se dejen asesorar de personas como tú que harían que este arte siguiera siendo lo que es para muchísima gente, un mundo de freaks y casposos. Y me sorprende que critiques a Antonio, cuando es precisamente un mago con una increíble formación técnica y con muchísimas tablas a pesar de su juventud. Se ve mucha envidia y odio en tus palabras, pero aunque tengas miedo de que haya personas capaces de triunfar sin tus consejos (la pregunta es, alguien ha triunfado con ellos?) eso no te da derecho a revelar secretos, de manera acertada o equivocada, y si de verdad amases la magia no lo harías. Vergüenza ajena.

    1. tienes toda la razon del mundo claro que si, si heres mago ojala vengas algún año a la feria FiMag de Torroella de Montgrí, me encantaria verte haciendo trucos de magia

    2. no me digas que este espectáculo es bueno por Dios…
      Es el peor que he visto en mi vida
      se ve muy claro quien del público va con él …
      se le cayeron los papeles que le dieron detrás de la silla y que supuestamente estaban dentro del sobre.
      el espectador/a que le da el número y el objeto personal que casualmente salen en el video es el mismo que se teletransporta…
      para mi es muty muy malo

    3. Hoy he visto el espectáculo en Madrid.
      No tuve más remedio que coger entradas en el anfiteatro pues el resto estaban agotadas.

      Iluso de mi, al ver que la diferencia de precio no era grande, supuse que la visibilidad no sería tan mala… Pues más de doscientas personas hemos pagado 25€ por barba más el desplazamiento (si no eres de Madrid) para ver la mitad del espectáculo a través de una pantalla, y la otra mitad teniendo que estirar el cuello porque el “artista” ni siquiera se tomaba la molestia de retrasar su posición un metro (tenía margen de sobra).

      Nuestra altura “privilegiada” sí que nos ha permitido ver en el primer número la “trampa” de la supuesta ilusión.

      Si el objetivo de Antonio Díaz es dignificar la magia como arte escénico, debería negarse a que una gran parte del público pague por unas entradas que no permiten disfrutar de su espectáculo. El anfiteatro del Teatro Rialto es muy válido para una obra de teatro, pero desde luego no es aceptable para un espectáculo de magia.

      Respecto al espectáculo en sí… es efectista y efectivo. La parte de vídeo “show de Truman” sobra, y excesivo número de “espontáneos” pero es cierto que en general la gente parecía encantada.

    4. Hola a todos,yo soy una de esas personas q acaba de ir al espectaculo de La gran Ilusion y ha encantado a todo el publico,haciendonos reir,asombrandonos y transmitiendo eso q pocos pueden llegar a transmitir poque hace falta tenerlo:una GRAN ILUSION por su trabajo!lo q mas siento es no haber traido a mis dos hijos a verlo,les hubiera dejado con la boca abierta..y habrian disfrutado como nosotros,como niños!Gracias ANTONIO DIAZ,eres un crack!!!

    5. Ayer vi La Gran Ilusion en Figueres i no soy mago, soy una simple inculta espectadora que buscaba pasar un rato magico, sin buscar donde esta el truco o si el teatro esta lleno de compinches etc.. y el Mago Pop lo consiguio, y a mi parecer no fuí la única inculta que me deje engañar, la magia es engaño! ilusion y magia!
      Y tengo q decir que a mi me gusto mucho y estoy contenta que haya nuevos formatos de magia y espectaculo y igual como en educacion tenemos diferentes corrientes i filosofias para enseñar, en la magia y en la vida no siempre la opinion de un asesor tiene que ser la mejor, la verdad absoluta por muy experto que sea, los espectadores somos muchos y todos diferentes y con gustos diferentes, pero La Gran Ilusion nos ilusiono a muchos que en la vida debemos pensar diferente

  2. Disculpas por revelar secretos estando dentro del mundo de la magia? Me parece tremendo. y los links.. el 673 King street es un juego que tiene décadas (Es un clásico, no es de James Galea Brando, no entiendo el link…) y el rebobinado está integrado en una rutina y no es el núcleo…además sí, todos acabamos haciendo lo mismo, incluso los grandes acaban haciendo lo mismo en sus espectáculos… y acaso no es el cómo lo que hace que cada uno se diferencie? Evidentemente sí, me gusta este mago y claro que entiendo que a alguien no le guste… pero eso no justifica revelar secretos, ni muchísimo menos. Ni el tono de la crítica llena de resentimiento y mala leche… Y me reafirmo en que es precisamente eso lo que hace que este gremio a veces me decepcione. En fin…

  3. Creo que yo he visto mismo espectaculo que vio Gema. Y lo digo con mis humildes palabras. Yo no lo haría así me parece que es el peor modo de hacer magia.
    Pero muchas veces y en demasiadas ocasiones he visto usar estas técnicas imposibles que huelen a hacer las cosas sin ganas de trabajar y solo de triunfar. Pero el público al final decide y es el que paga. Yo solo digo yo no lo compro.

  4. Gemma se ve que es una buena marketinera …hablando mal de ese mago ( no he visto su directo ), logra que se hable de ella ( tampoco la conozco ),…pero logra su objetivo …que estemos escribiendo sobre ella …de todas maneras opino que un artista esta expuesta a estas bestialidades y debería pasar Antonio de esta señora y seguir su camino .
    PD : se ve que son tontos en EL TERRAT .

  5. No he visto aún ni “Mr.Snow” ni “La gran ilusión” pero si que he visto a Antonio varias veces en directo y me gusta mucho su forma de hacer magia. Es licenciado en arte dramático y su técnica en magia es de muy buen nivel. Por encima de eso es una persona excelente y amistosa, espero que le siga yendo bien y le acompañe la suerte.

  6. No he visto “La Gran Ilusión” todavía, pero sí “Mr. Snow”.

    Coincido en buena parte de las críticas que hace Gema, respecto al aspecto mágico. Sobre el artístico no opino porqué entiendo muy poco. Especialmente sangrante me parece el ejemplo de la magia de cerca en la mesa perpendicular al escenario, en el que suscribo todas y cada una de las palabras escritas en la crítica: creo que es un error gordísimo.

    No puedo entender que cuando alguien critica con fundamento a un mago enseguida salten los que lo atribuyen a emociones como la envidia o el odio. Bendito don el de la “superempatía” que poseen.

    A mi ni me va ni me viene si Antonio triunfa o no. Aunque me encantaría que alguien que viene teniendo semejante cartel y convirtiéndose en una personaje tan mediático mostrara más cuidado en ciertos aspectos que tienen que ver con la magia.

    En lo que respecta a la innovación en la magia, eso es un debate estéril. Ni por hacer efectos antiguos se es casposo ni por llevar ropa moderna o utilizar música indie se están rompiendo esquemas. Y personalmente creo que no hay que perseguir tanto la originalidad como hacer que tu magia sea personal (Ricardo Rodríguez dixit).

    Sí que pienso que a la crítica le sobra algo de explicidad respecto a los defectos de la puesta en escena, pero sin éstos quedaría muy poco argumentada.

    Al fin y al cabo Gema no sentencia que Antonio haga mala magia, si no que hay ciertos aspectos clave de ésta que no respeta. Lo atribuye a estar mal asesorado, que es una atribución mucho más benevolente que la que podría ser que Antonio no respeta este arte (y yo no sé cual será la correcta).

    A mi también me llega que Antonio es un buen mago, pero también veo que hay algunas cosas que deberían mejorar. La parte positiva es que es muy joven y tiene tiempo para pulir muchas cosas. Ya veremos si lo hace o no.

  7. Tras años siguiendo blogs de magia lo que he leído aquí me avergüenza tremendamente.. me parece muy bien realizar una crítica apuntando lo que a uno no he ha gustado y el por qué, pero …un mago intentando desmontar los efectos creados por otro???? incluso metiéndose con el atuendo? es como si comentasemos este vídeo : http://www.youtube.com/watch?v=aZ0PDnJrx0k , lo encontrásemos aburrido a matar y expliquesemos a todos el efecto bola zombie, añadiendo que la maga ya no tiene edad ni cuerpo para transparencias. No conozco a ANtonio pero si a otros renovadores de la magia como MagLari, Jorge Blas, etc, y me encanta su concepto de devolver la magia a los teatros, abriéndola no solo a los magos. Tras ver los 2 videos de youtube de la señora crítica (pues no es lo que diriamos una maga de éxito..) , si estos magos le pidiesen consejo (y como se enfada en su texto porque los magos actuales no acuden a ella¡) posiblemente no saldrian de la actuación de salón que aburriría a las piedras.

    1. Fantástico! Da pena que alguien con el cargo que indica hable así de un compañero de profesión. Yo fui ayer al espectáculo de Antonio y me encantó, y a mis hijos los dijó alucinados (esa debe ser la finalidad, no?) Quiero felicitar a Antonio y agradecer el trato con su público una vez terminada la actuación.
      Debo decir a la crítica que ser un gran profesional empieza por ser una gran persona y en eso Antonio la supera.

  8. ¡Me sorprende tanta indignación! Continúo pensando que la crítica es demasiado explícita, pero seamos sensatos: no es ni de lejos las revelaciones de secretos a las que cualquiera puede acceder muy a nuestro pesar por internet. Relativicemos.

    Tengo la sensación que es una reacción más propia del que se indigna ante la crítica a alguien a quien admira/sigue/le gusta.

    De todos modos, a los que discuten a la autora por la calidad de su magia (muy osado es hacer un juicio de valor a partir de algunos vídeos en youtube) les vendría bien recordar que el conocimiento y entendimiento de los procesos subyacentes de un arte o disciplina no implica ser capaz de ejecutarlos.

    O con un ejemplo que todo español entendería, no es necesario ser/haber sido un buen jugador de fútbol para ser un buen entrenador. Y si no, que se lo digan a Mourinho.

    Si no estáis de acuerdo en la crítica, cosa muy respetable, tratad de argumentarlo bien. No por hacer más ruido se tiene más razón…

  9. Se podrá tachar de dura la crítica (creo que lo es), se pude quejar uno de que sea un spoiler sin avisar (creo que lo es), quizá podrá parecer oportunista por estar el mago en el candelero, que parezca poco apropiado que la cronista se publicite indirectamente en su propia crónica, que se critiquen con dureza aspectos más subjetivos de estilo… lo que revele secretos y que falte al respeto a la persona creo que menos.

    Yo soy amigo de Gema, si me hubiera contado de palabra el contenido de esta crónica tomando una cerveza no pondría el grito en el cielo y de hecho estaríamos mas o menos de acuerdo porque comparto su opinión en varias cosas (la comparto aunque no haya montado ningún espectáculo de escena ni probablemente lo haga). Ponerlo para que todos los magos puedan leerlo es bastante más insensato.

    El espectáculo de Antonio gusta a mucha gente, si le dices a toda esa gente que el espectáculo es te parece pobre de alguna manera se lo estás diciendo a ellos, y también es normal que la gente chille.

    Como la conozco sé que no lo hace para publicitarse ni tiene ninguna malicia (sino todo lo contrario)…. Si yo fuera Antonio (ya me gustaría tener esa carrera en magia) no me dejaría llevar por pasiones (para variar), sacaría todo lo bueno que pudiera sacar de la crónica (creo que lo hay) y obviaría el resto que no me sirviera.

    Es una crítica al fin y al cabo, y creo que enfocada a los magos (es muy difícil llegar a ella googleando), ¡no saquemos la guillotina todavía! Yo haría crónicas por ejemplo a películas que no dejaría títere con cabeza, en plan muy mal y a nadie le importaría aunque sepa más bien poco de cine, pero la magia es un mundo muy pequeño. Tampoco saquemos las cosas de quicio.

    Un buen consejo que me dieron para tener en cuenta antes de criticar a alguien, piensa como sería tu critica si el sujeto fuera tu amigo. Todos tenemos algún amigo que no es muy bueno en algo, que leche, ¡todos somos rematadamente malos en algo!. Creo que es un buen consejo.

    PD: Yo no comparto lo de que fusilar números profesionales de otros artistas está bien porque lo hace todo el mundo. El mundo hay mucha gente que hace cosas que están muy mal. Creo hacerlo que empobrece mucho la magia y me da mucha pena. Pienso que desde la comunidad mágica se debería rechazar, sin pasiones ni aspavientos, este tipo de comportamientos.

  10. A veces nos tomamos una critica dura como un ataque personal hacia el criticado e incluso hacia los que les ha gustado el objeto de la critica. Pero creo humildemente que en este caso se trata de un sencillo caso de expectativas.

    Cuando uno ve a un mago mediatico – lease Dynamo, Derren Brown, Criss Angel, etc – en vivo y ve como “cantan” cada una de las tecnicas que deberian estar ocultas, es normal que se ponga el grito en el cielo.

    Personalmente solo he visto una actuacion de Antonio Diaz, y fue hace unos dias en el programa de Buenafuente, precisamente el juego que realizaba era el 673 King Street (con J de Jordi), y cuando vi sus mezclas (claramente falsas) y sus cortes (mas claramente falsas aún), me vino un pensamiento unicamente: “¿Que diria Gabi de esto?”.

    En fin, la fama es efimera, y lo que queda es el trabajo. Hay gente muy buena y con muy buenas ideas a las que apenas se las conoce y otros que se dan mas a ver y se llevan los laureles. Al fin y al cabo, los magos actuamos para el profano y estos son “mas fáciles” de “engañar”.

      1. Estos magos consiguen que se vuelva a hablar de magia, y despues, cuando se hacen programas de television “limpios” fracasan estrepitosamente. Asi nos luce el pelo.

  11. Hola,
    Normalmente no entro desde hace años en foros de este tipo, pero como conozco bien a los dos protagonistas me gustaria romper una lanza en favor de ambos.
    Gema es una persona muy sensible y conun buen ojo critico. Trabajé con ella hace años y se muy bien lo que digo. Es cierto que a veces resutla un poco dura en el tono, pero no falta de razón. En mi carrera, que ya empieza a ser larga, a tenido un papel importante.
    Lo que creeo que Gema trata de transmitir con esta dura crónica, es la pena de sentir que, teniendo TODOS, los medios a su alcance, Antonio no haga su mejor espectáculo, mágicamente hablando. Igual ha pasado con otros artistas: Blass, Lari, yo mismo…
    Y es que es muy dificil acertar, y sobre todo repetir.
    No he visto el ultimo montaje de Antonio, pero si todos los anteriores. Creo que fui uno de los primeros promotores en confiar en él cuando pertenecia a Abozzi. Los invite a Granhada al HocusPocus Festival y también a Antonio Diaz en solitario con Mr. Snow.
    Creo que Antonio, con quien me une una sutil amistad, es un buen artista, al menos trata de no acomodarse con lo establecido, y eso es de agradecer.
    Creo que tiene algo especial que gusta a al gente. De eso no hay duda. Sus espectáculos son mágicos aunque no sólo de magia, al menos los que yo he presenciado. Lo bueno es que no le importa; y al publico tampoco. Eso ya es un estilo propio, estemos de acuerdo o no. Y a él le está funcionando de maravilla. Tiene trabajo. Personalmente haria un uso distinto de la cámara y sus trucos, asi como del uso de los compiches. Pero la gente sale encantada. Está más cerca del cine que del teatro, del impacto de videoclip que de las emociones reales. Y ese es su estilo. A mi me gusta aunque no es inolvidable. No he visto La gran Ilusion, pero conozco gente que ha salido fascinada de su espectaculo y otros, como Gema, a los que no les ha gustado. Para gustos colores. Creo que el enfado de Gema es por ver que teniendo todo a su disposicion no lo use con más eficiencia artística. Supongo que será un error de juventud. Es la diferencia entre ser Jose Tomas o Jesulin de Ubrique, si me permitiis el simil taurino, ambos con enorme exito a todos los niveles.
    Pertenezco al selecto grupo de pioneros de este pais que hemos tratado de elevar nuestro arte a otro nivel perceptivo socialmente (Juan Tamariz a la cabeza, Blake, Enric Magoo, Anton, Mayoral, MagoMigue, siendo yo el mas joven), y no lo hemos hecho tan mal si a dia de hoy en España podemos disfrutar, ademas de muchos festivales de categoría, de magos escenicos de la de talla de Yunke, Jorge Blass, MagLari, etc, y alguno que me dejo en el titero, todos influenciados significativamente, sea evidente o no, por nuestro trabajo…) y ahora, además, ya hay otra generacion, a la que pertenece Antonio Diaz, influenciada por la anterior, que rezuman frescura y talento y una nueva manera de entender el espectaculo de la magia. Hay que agradecerle que lo intente y lo haga, mejor o peor. Esto es buen sintoma. Y si triunfa nos vendrá bien a todos. Pero tambien pienso que no todo vale. Ni con Antonio ni con Criss Angel. Dentro de 20 años veremos que pasó. Antonio está en el camino. Y espero que haya muchos más. Pero eso el tiempo lo dirá… Salud!

  12. Valla por delante que no soy amigo ni la autora del post ni el sujeto de la crónica, intentare dar mi punto de vista y dolerá. Si eres hiper sensible deja de leer y no tendrás que curarte.

    Para comenzar habría que distinguir crónica de crítica. A voz de ya, según lo que se enseña en los IES , estamos frente a una crítica y no frente a una crónica.

    La autora abre su post:
    “Creo que en Antonio Díaz (Mago Pop) he encontrado mi polo opuesto en todo lo referente a la concepción de la Magia escénica.”
    Afortunadamente no todos compartimos la misma concepción mágica de la autora y afortunadamente tampoco la de Antonio. Por suerte hay muchas filosofías mágicas pero parece que en nuestro mundo (“El mágico españistán”) todo aquel que no se acoge a la concepción oficial tiene todos los puntos para morir en la hoguera de los blog, foros y la crítica de los colegas y aficionados…
    Y si bien coincido con la autora que la creatividad hace avanzar nuestro arte, lo que en realidad hace avanzar más es el cambio de las concepciones y paradigmas (Robert Houdin , Harry Houdini, Doug Henning y David Copperfield en cuanto al formato especial de TV )

    Más adelante se afirma:
    “La historia no se aguanta, ni importa ni al espectáculo ni al mago, ni sirve de hilo conductor de las ilusiones que forman el show, que no tiene nada que ver.”

    Bueno celebremos que al menos hay un intento de explicar algo… aquí la autora está pidiendo a este espectáculo aquello que casi nadie está aportando. Títulos de espectáculos por un lado, hilos conductores caprichosos e ilusiones por otro. Mi pregunta: ¿Podría enumerar los espectáculos que tiene las ilusiones justificadas? ¿Por que en este caso pedimos lo que no pedimos a otros?

    El Post en determinado momento se deriva hacia una auto-publicidad en que la cual la autora se propone más como asesora mágica que como cronista o crítica y creo que desvirtúa el post.

    La autora mira la magia de cerca como maga, como espectador muy entrenado y permítanme afirmar como maga profesional y se indigesta y esto es lógico y comprensible. Pero el público “profano” (bueno y hasta magos de años) al no poder tener dos focos de atención simultáneos (pantalla y mesa) va al más cómodo y “comulga con ruedas de molino”. Si podemos rasgarnos las vestiduras sobre la técnica utilizada, podemos discutir sobre purismos, pero la mayoría del público no se entera y la magia se ha realizado a pesar de los gustos y creencias personales.

    La autora reconoce que ve proyectada sus propias manías en el espectáculos y esto es bueno de reconocer porque permite al el lector sopesar las opiniones intrascendentes y caprichosas derivadas de las manías.

    A pesar de las sospechas de Gema, Antonio, es licenciado en Arte dramático en el Institut Nacional del Teatre de Catalunya. A pesar de que nos moleste el chaval es resultón, “encantador” en escena y en cámara da muy, muy bien.

    Esta crónica, es un spoiler o un poner al alcance de muchos ciertos secretos… esto no me preocupa en lo personal el espectador está a un click de distancia de los secretos. Ahora es recurrente en este país que las críticas hacia la escena tenga tan poca “mano izquierda” ¿Que pasaría si lo mismo se hiciese con espectáculos de cerca? Coincido el noventa por ciento de la crítica pero no en las forma. Ya que a mi parecer esta crítica no afecta a Antonio solamente, sino un grupo de gente y personas que tiene trabajo y trabaja… En ocasiones para provocar cambios lo mejor es hacer llegar la crítica ácida y descarnada al interesado y escribir sin faltar a la verdad, siendo fiel a sus convicciones pero con tacto. Y creo que a Gema la falto “tacto”, porque al fin y al cabo nada de lo que se diga aquí cambiará la visón de Antonio y ni del espectáculo.

    Ahora bien sobre “El Mago Pop” nadie puede quitarle el mérito (a pesar de que cueste reconocerlo) que el chaval tiene chispa domina el medio teatral, tiene muy buen sentido del ritmo (es necesario saber que el ritmo escénico y el mágico son diferente y que en general los magos no saben ni la existencia de este ritmo). Para quienes tengan duda sobre el diálogo y entre teatro y magia en la escena invito a releer un clasico de 1911 “Our Magic”. Pero claro este libro se da de bruces contra la “Biblia” de la magia de cerca o de la cartomágia… en este país por tradición no se ha sabido reconocer y diferenciar que cada medio tiene su lenguaje y que la “Biblia” es para la magia de cerca pero en escena hace agua por todos los costados. (NOTA: Biblia entendida como libro inspirado por Dios del que todo su contenido es dogmático. En más los exegetas son los encargados de que el libro encaje en todos los contexto y tiempos haciéndole decir cosas que el autor nunca pensó ni dijo. Sobre cual es la Biblia a buen entendedor pocas palabras bastan)

    A nivel mágico Antonio cuenta con muy pocos recursos cartómagicos, su dotes de manipulador se basan en una repetición de técnicas básica que no va más allá… y que recurre a la misma secuencia en todo sus espectáculos, hace 4 cosas muy dignas pero no es mas que eso 4 cosas, y siempre de la misma forma y la misma manera.

    Antonio se anuncia como Premio Nacional pero el premio era de la compañía Abozzi y no de Antonio. Está bien Antonio era parte de la compañía pero los premios tienen un reglamento que permite ciertas cosas y prohíbe otras. Pero como ni la SEI ni la SPCMN se preocupan de cuidar la profesión, tenemos que ver como las cosas se manipulan en son del marketing o descubrir la importancia que le damos a nuestro arte detrás de Premios Nacionales de Foam que a esta altura están desarmados y en el vertedero.

    Diaz no es un mago creativo… es simplemente un recorta y pega. A pesar que la inmensa mayoría no logre identificar de donde se a cortado cada parte, basta darse un paseo por la red de magos emergentes y alli encontraras la presentación de un lado, el efecto de otro. Reconozcamos que hay que saber cortar y pegar, no todos pueden, ni saben hacerlo. Pero lo preocupante, como mago de TV o Cine (como bien apunta migue) y que su concepción mágica se ha basado siempre en los planos (no en los cortes) no pueda haber pactado y ensayado los planos en el programa de Buena Fuente… donde a la MAGIA se le ha visto hasta el alma. En más los que se escandalizan por el spoiler o la revelación que se hace en el post no he visto que se hayan escandalizado por los que el Mago Pop reveló en ese programa?

    Antonio piensa que el fin justifica los medios, y esto en la magia es bueno… no hay una deontología mágica más allá de no enseñar el secreto. Entonces: ¿Porqué los límites éticos profesionales de Tamariz, Blake, Migue, Gema han de regir el de todos los demás ilusionistas? ¿Pueden existir otros límites sin caer en pecado o ser anatema? ¿Por qué la vara de medir cambia según “el cariño” , la afinidad, la amistad? El problema se plantea cando el principio de: “el fin justifica los medios” se pasa a la vida entonces llegan los problemas. No es lícito intentar concursar con 20 participantes en escena a un CMN y querer pagar solamente dos matrículas del congreso, no es lícito saltarse a la torera el reglamento y poner a participar dentro de un número de congreso a una persona contratada. Básicamente porque las normas lo impiden. Pero aquí es donde entra la doble moral la mayoría de los magos reclamaba en Madrid un premio para la compañía Abozzi a pesar de todas estas irregularidades.
    Bueno esta profesión es muy pequeña y basta saber los desaires de protagosnista del post a antiguos miembros de su compañía, vestuaristas, técnicos, colegas… digamos que Antonio tiene muy claro lo que quiere y se va abriendo camino sin reparar en los cadáveres que puedan quedar a su paso. No me lo contaron fui testigo de involuntario de ofrecimientos que a juicio de la mayoría son poco éticos o no legales para obtener un aval para el último mundial. A esto le podemos sumar las llamadas con amenazas y coacciones a un mago catalán Mag o Pop! (Mago o Pop) Que registró el dominio antes que… Seamos honesto lo primero que se registra en un programa de TV son los nombres. Y la lista podría seguir. Alguien puede pensar que escribo desde la envidia de un colega y no, simplemente intento exponer hechos que en su mayoría son fácilmente contrastables… Diferenciemos una cosa es la actitud de Antonio para con muchos de su medio y entorno y otra es el espectáculo… No mezclemos las cosas, no confundamos los campos una cosa es la persona sus valores sus principios y otra es el artista. Y eso intento hacer y que se haga.

    Antonio pasa de los magos se quiere despegar de este mundo de “fikis” el es del teatro (y la verdad viéndo a los que nos tiene que aguantar lo entiendo) y no se corta en decirlo en sus círculos, pero por otro lado usa y/o a usado de ellos.

    Nadie puede negar que Antonio está donde quería y ha triunfado, que a la gente le gusta. Que hay productores interesados, que prorroga en teatro, que hará nueva temporada…
    ¿Qué será un exitoso permanente, exiguo? El tiempo lo dirá su concepción mágica esta triunfando y de eso tenemos cosas que aprender… sobre todo si queremos ese tipo de éxito… y a ese precio.

    Yo recomiendo a todos los profanos (ajenos a este mundo de la magia), aficionados, simpatizantes id a verlo… No creo que sea calamitoso, en más está haciendo aportes, que otros, con más recursos y más años no se han preocupado por hacer. No creo que te defraude. Ahora a puristas, amantes de lo técnico, los dogmas, los axiomas, la manipulación, la dificultad y la creatividad quedaros en vuestra casa ya que en teatro no hay desfribilador y la ambulancia tarda en llegar debido a los recortes de gobierno y comunidad autonómica.

    Sinceramente puedo entender la crítica dentro del contexto en el cual Gema será conocida o amiga de alguno de esos cadáveres, daños colaterales en el camino del éxito y escribió desde el dolor. Pero el dolor o los sentimientos no son el lugar desde donde escribir una crónica o crítica creo que se hacerlo así se pierde la razón. Sobre todo a tenor de otras crónica que hay en este mismo rincón donde hay mucha más tela que cortar en lo mágico, en lo teatral, vestuario, personaje…
    Ahora ni Antonio ni otros profesionales, aficionados o simpatizantes pueden llevarse las manos a la cabeza cuando surgen críticas agresivas ya que siembra vientos cosecha tempestades

    Oriol

  13. Buenos días,
    Ayer noche ví La Gran Ilusión en Barcelona en el Teatro Coliseum. Puro espectáculo, genial, espectacular. No cada día ves a 600 personas aplaudiendo de pie. Imprescindible!!

  14. La que se ha formado con la crónica , opinión o artículo de Gema !

    Sòlo es eso : Una opinión .

    Ella fuè a ver ese show y después escribió lo que pensó .

    Desde mi humildad y mi amor por la magìa puedo decir que he visto personas hacer espectáculos o shows de ilusionismo con una calidad mágica y humana muy lejos de lo que entiendo como calidad ( hablo de la mágica y de la que considero mucho màs importante : la humana ) y aùn así siguen haciendo actuaciones y ” triunfando “por donde quiera que van .
    Quien va a hacer que no sigan haciéndolo ?
    Somos muchos / muchas , los que nos preocupamos realmente por lo que hacemos , pero no podemos pretender ni esperar a que las personas que se dedican a algo tan grande como es el ilusionismo tengan unos objetivos , ilusiones o perspectivas como las nuestras o muy parecidas .

    Tanto mal hace que alguien haga un show que no sea del agrado de todos/as ?
    * Seguramente a mì me habrìa gustado .
    Alguien que sabìa mucho dijo que no importaba que hablasen mal o bien de “uno” , que lo importante es que hablasen y eso es lo que ha conseguido Antonio .
    Por ese lado , mis màs sinceras felicitaciones , por el lado de las opiniones las opiniones son sòlo eso … opiniones .
    Personalmente creo que Antonio es un muy buen ilusionista y que todos nos podemos “equivocar” en alguna ocasión , pero es ( creo ) parte del camino .
    Y todos /as sabemos … se hace camino al andar .

    Como siempre digo :

    Cuidaos mucho !

    Adam Conesa Garcìa .

    “Micky”

  15. No soy mago, soy espectador y he estado esta mañana viendo el espectáculo del mago pop. Como profesional no puedo opinar, pero como espectador, he alucinado. Me ha encantado, mis hijos han salido súper emocionados y creo que los que me rodeaban en la platea también. No se sí Gema es clásica, aburrida, divertida o la más técnica de los magos, pero lo que si sé es que este mago ha conseguido emocionarme y recomendar el espectáculo a todos mis contactos de internet. No es eso bueno para la magia? Yo creo que es lo mejor que puede pasarle.

  16. Ayer asistí al espectáculo La Gran Ilusión porque me lo habían recomendado unos amigos, y tanto mi mujer, que era un poco reacia, como yo, salimos alucinados del teatro.
    No entiendo de técnicas de magia ni tengo ningún interés en conocer los trucos, simplemente pretendía pasar un rato divertido y quedarme asombrado con el espectáculo, y Antonio Díaz consiguió ambas cosas con creces. No entiendo tanta crítica, cuando parece que la mayoría de los espectadores salen encantados con el show, lo cual creo que es el objetivo final del artista, no?
    Sin duda recomendaré el espectáculo a cualquiera que me pregunte

  17. Quizá no sea el mejor técnicamente, quizá no tenga mucha variedad de trucos…pero Antonio llena salas y la gente disfruta viendo sus números.
    Y eso es lo que cuenta en un show, un mago sin público no es nada…
    En vez de rajar deberíais alegraros de que promocione este mundillo, así quizá alguno tenga más oportunidades.

  18. No suelo opinar en blogs pero me parece que en este caso debo hacerlo. No soy mago, en algún momento de mi vida hice algún truco y leí algún libro pero de eso ya hace mucho tiempo, por lo que puedo decir que vi el espectáculo como un espectador prácticamente neutro. Y me encantó. A mi y a un coliseum a rebosar. Me pareció fresco y diferente. Muy buena sintonía con el público, con la música, y en general buena puesta en escena.

    Entiendo que puedan haber puristas que critiquen los trucos pero para ello existen los foros de magia cerrados (aptos sólo para usuarios registrados que hayan demostrado mediante vídeos ser magos). A esta “crónica” he llegado tecleando en google “La gran ilusión”. Y qué he encontrado? Múltiples revelaciones de trucos (si mal no recuerdo de cuando estudié algo de magia, esto es algo imperdonable por alguien que dice ser una maga) y una crítica repleta de bilis.
    Me parece muy poco constructiva, pero sobre todo, una critica colgada donde no debe estar.

  19. Alucino como puedes opinar eso del mago pop, es el mejor mago que he visto en mi vida i creo que tu no eres quien para decir que es un farsante, sinó no tendria el exito que tiene que nos hace soñar en que los sueños en ocasiones se hacen realidad, tan solo soy un niño, però de mayor ojala fuera como el, famoso, pero humilde i hace creer que el es amigo tuio ademas con mucha paciéncia para firmar autografos y hacerse fotos con la gente entusiasmada en verle, es una muy buena persona y mago

  20. De verdad, no comprendo a qué viene tanta polémica y tantos ataques personales como están sugiriéndose aquí.

    Es una crítica de una persona con una percepción que proviene de lo que ella ha vivido y opina, completamente libre. Y dado que es subjetiva, no es discutible.

    Opino como Pipo, esto le vale a Antonio para ver en qué puede no gustar su espectáculo. Lo que quiera, lo coge, lo que no, lo deja. Y los demás dejáis de pensar que es que Gema odia a Antonio o que quiere aprovecharse de él. Podéis expresar vuestras opiniones y argumentar los puntos, pero salvo en mítines no he oído tanta demagogia como aquí.

    Un saludo,

    S. Alexander

  21. El otro da fui a ver el espectáculo y la verdad es que me llevé una pequeña decepción. Realmente esperaba más del espectáculo y su puesta en escena y con un mínimo de conocimiento mágico, pude saber que muchas cosas, simplemente, estaban más que pactadas. Puedo entender que en la magia se usen algunos “trucos” para crear una ilusión…lo que no es defendible es que una persona de profesión actor pueda realizar el 90% del show simplemente usando compinches.

    Lo que sube rápido, baja rápido y este es un caso muy “pop” con stop

  22. Ayer fui a ver La Gran Ilusión y la verdad es que me salí bastante decepcionado. La verdad es que las expectativas eran altas y por ello la decepción también fue mayor. Después de ver el primer truco ya empecé a revolverme en la silla, dos trucos después ya tenía bastante claro que aquello no era lo que me habían contado. Soy un simple espectador, tampoco he ido a ver muchos espectáculos de magia pero cuando lo hago voy con la firme intención de dejarme engañar y vivir la ilusión que crea el mago. Y Antonio Díaz no consiguió que me dejara llevar en ningún momento. Se le veía demasiado evidente dónde estaban los trucos, tiene habilidad con las cartas pero eso para mi no genera la chispa necesaria para sorprender y crear magia.
    Yo en lo básico estoy de acuerdo con Gema. Hubo espectáculo, que no me gustó, pero lo que no hubo fue magia.

  23. Solo soy un espectador. No entiendo de la técnica del ilusionismo y ni de la del teatro. Me limito a disfrutar de los espectáculos. Desde esta perspectiva, tengo que decir que tu crítica no es una crítica, es un intento de ejecución. Realmente, no sé que te ha hecho este mago (¿tener éxito?) pero quiero que sepas que bajo esa apariencia de repaso técnico y objetivo que pretendes mostrar, no puede disimularse la mezquindad de algunas de tus censuras: no te gustan sus botas ni su camisa; lo que pueden ser decisiones prácticas de cara a la ejecución del espectáculo ( lo de la mesa) tú lo conviertes en una práctica de mago perezoso y torpe. Desprecias el trabajo de un equipo que se ha tenido que esforzar para poner en pie un espectáculo con un mínimo de calidad, cosa que no es nada fácil. Yo he visto a Juan Tamariz hacer desaparecer una pelota de una mesa delante de todos sin más que cogerla mientras distrae al público con su encantadora cháchara. Así pues, Tamariz es un mal mago, según tú. Desde luego, si algún día necesito un consultor de magia no voy a recurrir a ti.

  24. No voy a opinar sobre el espectáculo. Solo me sorprende la cascada de “comentarios geniales” que han aparecido sospechosamente de golpe dando un espaldarazo a Antonio. Lo leo todo desde la distancia con gran angular y sólo digo que, al margen de ser bueno o malo, lo que más me llamó la atención era la cantidad de “colaboradores” que habian en la sala. Eso nunca me había pasado ni con David Copperfield. Y conste que fui con la mente abierta sin buscar cinco pies al gato. Es buen mago, indiscutiblemente. Y tiene mucho por aprender y mejorar. Pero, ya que ha estudiado Arte Dramático, tendria que mejorar la dramaturgia del espectáculo. Hacerla más creible para mentes críticas y mordaces y no caer en las colaboraciones del público tan facilmente. Ah! Y no me sirven los argumentos que decís de que “llena un Coliseum con gente de pie que se sorprende de ver el número del conejo saliendo del pañuelo (¿animales en un escenario?) de la misma manera que Morancos llena el Apolo con gente de pie o el Bagdad se llena con gente de pie. Por favor, seamos serios y pongámonos a la altura del primer post. Analicemos el espectáculo seriamente y no porque la gente -que no sale ni para comprar el periódico- se sorprende poruqe ve cosas excelsas. Si empezamos con “pero al público le gusta…” se va a la porra el sentido crítico. Si los Deudeveu llenaron el Coliseum no fue por lo bien que cantan (que tambien) sino porque ganaron un concurso en TV3. Esa fue la clave. Y si Antonio triunfa es porque, mira que casualidad, en las banderolas publicitarias sale un canal de televisión. Felicidades al género por beneficiarse del “mago que sale en la tele” y aprovechemos para ofrecer un espectáculo de campanillas. Pero creo que todavía no está bien horneado. Aunque seguro que en unos años lo estará. Siempre y cuando deje de repetir trucos entre espectáculos y no abuse de los amigos colaboradores para rellenar.

  25. UFF ME HUELE A ENVIDIA… GRAN BASE TECNICA, 24 AÑOS DEDICADO A LA MAGIA, UN GRAN GUSTO MUSICAL, Y UNA PUESTA EN ESCENA EXCELENTE, TODO ESTO HACE DE ANTONIO UNO DE LOS MEJORES ILUSIONISTAS DE NUESTRO PAIS, ADEMAS USE COMPLICES O TRUCOS DE CAMARA O LO QUE SEA, SE LO HA SABIDO MONTAR MUY BIEN CON LO DEL MAGO POP, ESTA ACERCANDO A LA GENTE A LA MAGIA, Y ASOMBRANDO A MAGOS, NO CON SUS CREACIONES SI NO CON SUS VARIACIONES DE JUEGOS, SUS GAGS Y SU PERSONAJE… UN SALUDO Y METANSE EN SUS ASUNTOS Y NO EN LOS DE ESTE CHICO 😉

  26. Ayer estuve en el espectáculo de Antonio Díaz “La Gran Ilusión” en Barcelona. Antes de nada, quiero aclarar dos puntos. Primero, no tengo ni idea de magia ni de nada relacionado con el mundo del espectáculo, y segundo, si alguien no quiere que le destripe el espectáculo, mejor que no lea esta entrada.
    Para empezar tengo que decir, que en parte estoy de acuerdo con la autora de la crítica. Es evidente que la magia es magia, y que hay un truco siempre… Pero bajo mi punto de vista, uno de los principales objetivos de un mago, es que nos olvidemos que efectivamente hay truco, o simplemente que nos preguntemos, ¿pero cómo lo ha hecho?… Por desgracia, Antonio Díaz no consigue ni lo uno ni lo otro.
    No soy una persona especialmente crítica, ni el típico que va buscando el fallo o el truco de cada número, pero en la mayoría de ellos la solución es muy sencilla. La persona del público elegida “al azar” es un compinche. Hay varios momentos en los que esto se ve claro, pero bajo mi punto de vista, el momento final del espectáculo es el más exagerado y roza la tomadura de pelo. Una chico sale, se coloca sobre una plataforma, con otra plataforma similar situada a unos metros. Se tapan ambas con una tela, y “misteriosamente”, el chico se ha “teletransportado” de una a otra… Es cierto que visualmente impresiona, pero si te planteas posibles soluciones, solo hay dos. Que Antonio Diaz tenga super poderes, o que sean dos gemelos. y yo me pregunto… ¿Dónde está aquí el mérito o la dificultad? Cualquiera con un par de amigos que se parezcan puede hacerlo. Y en números anteriores, quizás más complejos de explicar y que no entraré a detallar, también resulta más que evidente que es un “amigo” del mago. Francamente, creo que gran parte del público que estaba abajo en las mesas, por no decir casi todos, eran compinches. Porque si nos paramos a pensar, que hay 4 o 5 con sus respectivos acompañantes (ir solo queda raro), se nos agotan las localidades. De hecho, no encontré entradas abajo ninguno de los días de la función, lo cual también hace dudar. Lo cierto es que cuando vi el espectáculo de “el mago Pop”, sentí algo parecido a lo que siento cuando veo en Discovery a Dynamo el mago. Es algo tan espectacular, y tan imposible, que ya chirría. No hay truco posible.

    En cuanto al espectáculo en si, no le vi mucho sentido al tema de “el show de Thruman” enfocado a la vida del mago… no tenía mucha conexión con el espectáculo ni con los números, y tampoco se entendía del todo.
    Bueno, para terminar, como dato positivo, diré que con las cartas, bajo mi opinión (que soy profano en la materia), se defendía bastante bien, y que tenía bastante acierto a la hora de actuar y relacionarse con el público. Démosle tiempo al tiempo, y seguro que en números posteriores mejorará y nos impresionará.

  27. A decir la verdad lo que me parece más triste de la “opinión” de Gema es la maldad que le ha puesto. Que no le haya gustado el espectáculo se puede entender, que pero “machaque” tanto Antonio, lo destroce y revele sus secretos me parece absolutamente fuera de lugar.
    Parece casi que tenga algo de personal en contra del chaval. No hay ningún comentario constructivo, más bien, la critica es totalmente destructiva y además critica detalles que no tienen nada que ver (o muy poco) con l’actuación.
    Que Antonio se vista “dos tallas mas pequeñas” o que te moleste el hecho que no lleve calcetines con las botas (que por cierto tiene sentido en el espectáculo) es cosa suya y nada cambia al espectáculo.
    Me gustaría que conste que no conozco Antonio para nada y que ignorante cual soy en tema de magia a mi “La gran ilusión” me ha encantado.
    Quizás no es David Copperfield pero la gente se pasa un buen rato y durante una hora vuelve a tener ilusión que es lo que falta más en este momento de la historia.
    Me parece muy mezquino el tipo de critica a la Gema que destruye a la gente y no deja nada más que un sabor molesto en la boca.
    Antonio es un chico joven y tiene camino por delante, estaría bien, si hay que criticarlo, intentar darle un ayuda y decir en manera inteligente lo que podría mejorar y empujarlo para que tire adelante en un trabajo que seguro no vive un momento muy fácil.
    ¡Suerte Antonio!

  28. Buenas Noches,

    Yo no entiendo mucho de magia. Soy una persona dispuesta a pagar 50€ para disfrutar escasa hora de “supuesta magia”; lo único que pido es que no me traten de tonto.
    Acabo de llegar de ver la “La gran Ilusión” en el Coliseum, y vengo decepcionado.
    Sé que la magia no existe, pero estoy dispuesto a pagar entradas para admirar la habilidad de la persona que está en el escenario para que me engañe, y esta noche he pillado todos los trucos a la primera. La mayoría de trucos que ha hecho, con los utensilios que dispone él, los habría podido hacer yo.
    Esto de tener compinches tan tan claros en el público es escandaloso y personalmente me parece una tomadura de pelo.
    Sinceramente me gustaría decírselo personalmente a Antonio Díaz, no para darle un colleja, pero sí para que sepa que tiene mucho que mejorar.
    Un saludo.

  29. No tengo idea de magia ni de sus técnicas, solo se que ayer fuimos a ver la Gran Ilusión, el espectáculo va de menos a mas y las dos últimas actuaciones son lo mas asombroso que he visto jamás y por lo visto, no lo vi yo solo, el teatro en pie aplaudiendo a rabiar.
    Lo recomiendo sin ninguna duda.

    En lo que si estoy de acuerdo es en que no acabo de ver como encajan los videos donde aparecen Emma y Josep Maria Pou…. pero es que yo fui a ver magia.

  30. Ayer vi el espectaculo de Antonio Diaz. Gracias Gema, ahora ya te conozco. Cuando quiera ver un espectaculo de magia vendré a tu blog a consultar, si dices que no vale nada, que te aburrió, y te tortura, entonces sabré que es ESPECTACULAR, los pelos de punta se me pusieron con algún numero. Es un espectaculo que nunca olvidaré. Salí con la ilusión de un niño.
    Por cierto, lo de la envidia insana te lo tendrias que hacer mirar.

    Un saludo

  31. Ayer fuí a ver el espectáculo.
    Me gustó.
    La mala suerte fue q antes de ir quise buscar opiniones por internet y fácilmente, con una simple busqueda de google, me salió como primer resultado esta página web.
    Y digo mala suerte porqe, como dicen algunos comentarios, está muy feo desvelar algunos de los trucos que se ven, siendo esta una página abierta a quien no es mago como yo.
    Yo no entiendo mucho (o nada) de mágia, pero sí q me gusta ir a ver espectaculos de vez en cuando. Y es verdad q pueden haber trucos a los q mucha gente podrá encontrar una explicación, y también hace otros q ya se han visto algunas veces antes, pero esto no quita q el espectaculo en global fuera muy digno y hubo trucos realmente muy conseguidos y espectaculares.
    Yo creo q al público le gustó mucho a juzgar por los aplausos y gritos del final de la función (todos de pié).
    Así q 1 voto a favor de Antonio Díaz y La gran ilusión, y mi voto negativo para este artículo de opinión por revelar secretos, por parecer quererse hacer auto-bombo o auto-publicidad, y por valorar tan mal un espectáculo, en el q según el artículo no se podría salvar nada de nada.
    A quien lo léa, le recomiendo el espectáculo!!

  32. Yo no soy maga, ni soy una entendida de este mundo, pero si os puedo decir como espectadora, que pocas cosas me han emocionado tanto como el espectáculo de Antonio en directo. Ayer fui a ver La gran ilusión y todavia hoy sigo emocionada. Tambien quiero decir que me parece patetico que expliqueis sus trucos, creo que no lo merece, ni el ni nadie. Y para terminar quiero destacar el gran gusto musical de Antonio, su especatculo para mi és un 10, le pese a quien le pese. un saludo.

  33. Decir que me esperaba mucho más es quedarme corto! Fatal. El peor de los espectáculos de magia que he visto; Jorge Blass o Tamariz dan mil vueltas. Los primeros trucos de principiante, los últimos mal ejecutados. Pero lo peor de todo, sin duda, el teatro Rialto; se veía muy mal desde la gran mayoría de las mesas, nada que ver con el plano que me enseñaron en las taquillas del corte ingles, donde según la señorita, tenía unas entradas privilegiadas, y nada más lejos de la realidad, excepto por el precio desorbitado que pagué por ellas.
    Muy decepcionante, la verdad.

  34. Ayer fuimos al teatro 10 personas, entre ellos 3 niños nos sentamos en la platea en dos mesas y media pues cada mesa son de cuatro sillas estábamos bastante cerca del escenario. Coincidió que una persona de las que estaba sentada con nosotros salió al escenario. Yo me senté detrás de mi hijo de ocho años y le estuve observando durante toda la representación nunca había visto su cara y sus gestos así. Durante una hora diez minutos la ilusión estuvo en el. Que más se puede pedir durante ese tiempo nos olvidamos de los problemas que tenemos cada uno. Acaso no es bueno que un niño aprenda a sonreír y a vivir una ilusión. Todos los asistentes de nuestro grupo queremos más. Por favor, con lo poco que tenemos ya, no nos lo quitéis, sólo es una ilusión. Gracias por crear ese asombro y esa sonrisa.

  35. Hola a todos.
    Me uno al comentario de José Ramón. Yo también fui con mi mujer y mis hijos y disfrutamos de lo lindo
    Creo que se trata de eso ¿No?
    Veo a mucho “expertólogo” en este foro
    Simplemente comentar un tema: Tengo un hermano mago (o como el dice aficionado) y alguna vez hemos ido a ver algún espectáculo de magia (Jorge Blas, Tamariz, etc..)
    Evidentemente las expectativas de mi hermano y las mías, no son las mismas.
    Yo simplemente trato de dejarme engañar.
    Hay trucos que él conoce perfectamente, pero no por ello deja de disfrutar.
    Si ve algún fallo (que los habrá) suele comentar: “No todos los días te sale bien todo lo que haces ¿No?”
    En fin, creo que el mejor jurado es el público. Y según ví la sala estaba hasta los topes y todos o la inmensa mayoría lo pasamos genial. Por lo que he oído todos los días ha estado así.

  36. El mago pop es el mayor farsante de la magia en españa. A ningun mago le gusta porque usa compinches y trucos de camara. ES el mayor farsante de la historia

  37. Ayer estuve en el teatro Coliseum de Barcelona para ver “La gran ilusion” y tambien sali algo desilusionado. Digo algo porque mi familia (mi mujer y la niña de 9 años) salieron contentas. A nivel tecnico debo decir que el sonido fue horrible, musica exageradamente alta y bailes por el escenario mas propios de un cabaret que no de un espectaculo de magia (por algo es el mago pop, eso es verdad). No creo que haga falta desvelar ni que trucos, ni como los hizo, solo decir que no vi un truco nuevo mas alla de los que hace por TV. Otra cosa que no me acabo de convencer, es que se esforzaba en hacer mas comedia que magia, pero eso son gustos personales y entiendo que hay que divertir al personal. Lo que si que no me gusto fueron las constantes apariciones de videos contando una historia que luego no conectaba con el espectaculo, a mi parecer esos vacios podrian resolverse de otra forma…

    En su defensa: Logicamente hay compinches entre el publico…faltaria mas: es un espectaculo de ilusionismo, ¡no de magia! Alla tu si te crees el azar de las pelotas lanzadas o que escoja a una chica en particular de entre el publico… Tampoco entiendo las criticas a su estilo, te podra gustar mas o menos (como a mi que no me gusta mucho) pero no se puede decir que sea malo…si tu eres mejor: montate tu compañia, haz sus trucos (incluida su habilidad con las cartas) y convence a un productor que tenga la capacidad de montarte un programa de TV y una gira por los mejores teatros de españa (incluido el premio de magia nacional). Entonces podras hacer un espectaculo rockero (por decir algo) en vez de popero.

    En definitiva y como nota final el espectaculo un 6.

  38. Que Gema critique a Antonio Díaz y que alabe a Jorge Blas, en otro artículo, no tiene sentido, bueno a no ser que Blas haya pagado a Gema por asesorarle y Antonio la mandara a paseo. Es posible que a Antonio Díaz se le vea algún truco, es normal, todavía no he visto a ningún mago que no se le vea algo en algún momento. La Magia no existe como creen los niños, la Magia es la relación que se establece entre el mago/ilusionista y el público. He visto los vídeos de el Mago Pop muchas veces y ayer en su espectáculo volvió a sorprenderme, a maravillarme y a hacerme creer en la magia. Me da igual que utilice dobles, compinches, gemelas, espejos, trampillas, etc… me da lo mismo, si me ofrece una hora y cuarto de diversión y entretenimiento. Bajo mi punto de vista asistir a un espectáculo de ilusionismo, estar todo el show buscando los trucos es de bobos, por no decir otra palabra. En cuanto a lo de revelar los trucos o intentar dejar a compañeros de profesión por los suelos en un articulo como este me parece inaceptable y muy triste viniendo de alguien que dice amar la magia. Si amas la magia no la rompas Gema.

  39. Soy mago, y en la magia NO todo vale.
    Es una burda copia del Mag Lari, con pretensiones de David Copperfield y con compinches (no actores) que le intentan dar el toque mágico.

    Una cosa es que un efecto te engañe/ te ilusione, y la otra es que te tomen el pelo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *